¿Qué debemos saber sobre la interacción entre el mebendazol y la azitromicina?