Pasar al contenido principal
Alimentación y salud

Déficit de vitamina D…puerta abierta al Mal de Alzheimer

Los huevos son una fuente de vitamina D. Foto de: Alina Pérez Martínez

El cuerpo humano necesita vitamina D y la puede obtener gracias al consumo de algunos alimentos como el pescado, leche, huevos y queso, además de ciertos suplementos dietéticos y la exposición de la piel a la luz solar.

El déficit de esta vitamina está asociado a un riesgo significativamente mayor en gente de la tercera edad de desarrollar la enfermedad de Alzheimer y otras dolencias cerebrales comparables, según arrojan los resultados de un estudio realizado por especialistas de la Escuela Médica de la Universidad de Exeter en el Reino Unido.

Los sujetos de estudio que tenían una deficiencia severa de vitamina D eran más del doble de propensos a desarrollar enfermedad de Alzheimer u otras demencias que suelen estar asociadas al envejecimiento. Concretamente, los expertos descubrieron que el riesgo de desarrollar demencia de cualquier tipo en los sujetos de estudio era un 53 por ciento mayor en los que tenían deficiencia moderada de vitamina D, y un 125 por ciento mayor en los que tenían deficiencia severa. 

Se registraron resultados similares para la enfermedad de Alzheimer, siendo los de deficiencia moderada un 69 por ciento más propensos a desarrollar este tipo de demencia, y un 122 por ciento más propensos los de deficiencia severa. 

Los resultados no cambiaron después de que los investigadores los ajustaran teniendo en cuenta otros factores que podrían afectar al riesgo de demencia, como el nivel de educación académica (ejercitar mucho la mente fortalece el cerebro y lo vuelve más resistente a enfermedades que lo debilitan), el de tabaquismo y el de consumo alcohol.

El estudio se hizo sobre 1 658 personas de 65 años o más, que al comenzar el estudio podían caminar sin ayuda, no padecían demencias ni enfermedades cardiovasculares, ni tampoco habían sufrido un derrame cerebral (accidente cerebrovascular). A los participantes se les realizó un seguimiento durante seis años para registrar quién desarrollaba enfermedad de Alzheimer u otras formas de demencia.

Las demencias asociadas al envejecimiento constituyen uno de los mayores desafíos de nuestro tiempo, existiendo en el mundo unos 44 millones de casos, una cantidad que prevé se triplique para el año 2050 como resultado del rápido envejecimiento promedio de la población. Se calcula que mil millones de personas en el mundo tienen niveles bajos de vitamina D y la salud de mucha gente mayor puede empeorar como resultado de esa deficiencia vitamínica.

Investigaciones anteriores establecieron que las personas con niveles bajos de vitamina D son más propensas a llegar a experimentar problemas cognitivos, pero el nuevo estudio confirma que esto se traduce en un aumento sustancial del riesgo de padecer enfermedad de Alzheimer y algunas otras demencias asociadas al envejecimiento.

http://noticiasdelaciencia.com/not/11322/confirman-el-vinculo-entre-mal-de-alzheimer-y-deficiencia-de-vitamina-d/

 

 

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Normas:
  • Los comentarios de los lectores no representan las opiniones y criterios de Salud Vida.
  • Salud Vida no publicará aquellos comentarios o interrogantes que estén fuera de tema, tengan faltas ortográficas, utilicen términos groseros, violentos, racistas, homófobos, xenófobos, contengan ofensas, sean contrarios a los principios de la revista y las leyes cubanas.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres que aparecen en la imagen